EXPOSICIONES

Inauguración

Una joven galería está desempolvando el diseño del México del siglo XX, se trata deClásicos Mexicanos. Mediante reediciones facsimilares, el mobiliario que ha quedado en las fotos documentales de archivos de arquitectos vuelve a entrar al mercado.

Arquitectos y artistas de la modernidad mexicana se dieron a la tarea de hacer mobiliario debido a que no existía la carrera de diseño industrial en el país, muchas veces estos diseños no se producían más allá de proyectos específicos, hoy Clásicos Mexicanos los introduce al mercado, poniendo a la disposición de piezas de autores de latalla de Mathias Goeritz, Ricardo Legorreta, Agustín Hernández, por mencionar algunos.

Mediante investigación de archivo, hemerográfica y de campo, Clásicos Mexicanos recupera material de época, diseños olvidados y documentación de procesos originales de producción; esto sirve para la elaboración de las reediciones de los muebles y su reinserción en el mercado, siempre buscando a los talleres originales que colaborar con los arquitectos, así como social y ecológicamente responsables. Así, aquel que compra una pieza en Clásicos Mexicanos está adquiriendo un pedazo de historia deMéxico, una pieza de autor y un objeto de decoración y deseo.

Ubicada en Tres Picos 65 en Polanco, la galería ofrece periódicamente exposiciones que indagan en los diseños de los arquitectos y presentan piezas pocas veces vistas, atractivos y originales muebles que fascinan a interioristas y coleccionistas por su originalidad y calidad técnica. Desde Armando Franco, con su diseño industrial artesanal, pasando por el brutalismo de Antonio Attolini Lack y las innovaciones de los muebles tradicionales de Po Shun Leong.

Sin duda una opción que no sólo viene a refrescar el panorama del mercado de diseño nacional, si no también a rescatar la herencia moderna mexicana.